Koiné: Lengua común o habla común. Pretende generar unas actividades de Filosofía Aplicada y prácticas filosóficas dirigidas y animadas por Jorge Sánchez-Manjavacas Mellado.
Pásate también por la Filoventana blog hermano de este.
La filosofía no promete asegurar nada externo al hombre:[...] el objeto del arte de vivir es la propia vida de cada cual.
Epicteto

lunes, 23 de enero de 2017

VII Sesión de Filosofía para Niños: La música, el sonido y el silencio

La última sesión, como prometimos, iba a ser especial. Con la ayuda de Elisa y Alejandro, cello y violín, con la infraestructura de la Biblioteca Leer y Soñar y con la ayuda de familias e interesados  pudimos celebrar esta sesión aunque no tiene nada de extraordinario en el contenido, sí que lo tuvo en la puesta en marcha.

Empezamos reflexionando en torno al silencio: ¿Qué es el silencio? ¿Es lo mismo estar callado que el silencio? ¿Es lo mismo el silencio en la música interpretada que en el mundo real? ¿Por qué es imposible el silencio absoluto? Etc. Estas fueron algunas de las preguntas que fueron saliendo durante la sesión y que fuimos analizando entre todos.

Avanzamos a los sonidos del cuerpo, el entorno y cómo de ellos se pueden realizar algunas performances sonoras. Aprovechamos el sonido que desprendía la calefacción y unos ordenadores para ponerle ritmo y sonido, casi alguno se anima a cantar para ponerle voz. Fue un punto importante para alcanzar el punto central de la sesión: la música.

Elisa y Alejandro fueron interpretando algunos fragmentos como este que nos ayudaron a experimentar la música en directo. Música clásica, moderna, actual, clásica o contemporánea. Sea cual sea, el aliciente de la escucha en directo tiene un plus importante

video


Esto nos ayudó a analizar el ritmo, la sonoridad, la interpretación de los músicos y nuestra propia y rica interpretación. Gracias a la música pudimos evocar ciertos lugares en los que hemos estado y a los nunca hemos viajado, alcanzar ciertas sensaciones o sentir en nuestro cuerpo olores, colores, sonidos e incluso escalofríos.

Cada fragmento nos acercaba a una situación, algunos de los participantes pudieron describirlas a la perfección: "Una bailarina bailando encima de una nube mientras algunos pájaros vuelan cerca de ella" o "Un niño con hambre metido en una caja pidiendo para comer". Las interpretaciones fueron muy diversas, complejas, simples, con apoyo de otras ideas de los participantes, enriquecidas con ayuda de la comunidad, etc.

video

El poder de la música fue tal que era imposible poner en palabras sensaciones tan alegres, tristes, emocionantes, aterradoras o ilusionantes que sentíamos. Llego el momento en el que mejor era callar y escuchar y así terminamos nuestra sesión con "The Ludlows", de James Horner.

Fue una experiencia, sin duda, poderosa porque vivir una experiencia tan de cerca, en lugar de hablar o teorizar sobre algunas que los participantes ya han vivido  porque a veces se hace lejano e inaccesible.
Nos acompañó la música y sus notas como al reflexionar filosófico le acompañan las palabras y las ideas en nuestra comunidad de investigación. Nos enriquecimos interdisciplinarmente y eso nos ayudó a crecer en la escucha y en la reflexión. 
Desde aquí mi agradecimiento sincero a Elisa y Alejandro que dejaron sus quehaceres durante una mañana entera para estar en la Biblioteca de Quintanar de la Orden y brindarnos esta sorpresa.  También, por supuesto, a la gente de la Biblioteca "Leer y Soñar" por permitirnos un espacio más grande y a las familias por creer que la actividad puede hacer mucho bien los participantes.

Piezas interpretadas a fragmentos o completas:
Canon de Pachembel en D menor.
Tchaikovsky - Piano Trio in A minor, Op. 50 (sin piano)
G.F. Handel - Aria "Lascia ch'io pianga "
Brhams - Danza Húngara. Número 5
"The Ludlows", de James Horner.

Recuerda que puedes ayudarme a hacer crecer este proyecto convirtiéndote en mi mecenas desde 1$. Si quieres saber más de proyecto haz click aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada