Koiné: Lengua común o habla común. Pretende generar unas actividades de Filosofía Aplicada y prácticas filosóficas dirigidas y animadas por Jorge Sánchez-Manjavacas Mellado.
Pásate también por la Filoventana blog hermano de este.
La filosofía no promete asegurar nada externo al hombre:[...] el objeto del arte de vivir es la propia vida de cada cual.
Epicteto

martes, 3 de diciembre de 2013

Resumen: III Vino Filosófico. Saborea Criptana: La Felicidad. 29/11/13

El III Vino Filosófico comenzó gracias a Victor Martín con una excelente cata en la cual se nos contó cómo se crea el vino tinto y cómo se pueden reconocer algunas de las claves de un buen vino. Tras esta interesante cata pasamos a disfrutar de la tertulia filosófica.
En la cual, tratamos el problema de ser feliz y la capacidad de tener una buena vida (Eudemonía). Era de obligado cumplimiento recorrer el pensamiento de autores como Aristóteles, Séneca y Epicuro para terminar en nuestros días.
Adjuntamos algunos de los textos que trabajamos: 




“Con todo, el ser feliz y el vivir dichosamente y bellamente consistirán principalmente en tres cosas al parecer las más deseables: unos dicen, en efecto, que la prudencia es el mayor bien, otros que la virtud, otros el placer. Y con relación a la felicidad, algunos discuten acerca de su importancia respectiva, afirmando que una contribuye a la felicidad más que otra. Así, unos sostienen que la prudencia es un bien mayor que la virtud; otros, que ésta es superior a aquélla, y otros, en fin, que el placer es superior a las otras dos; y algunos creen también que la vida feliz es una consecuencia de todas esas cosas, otros que lo es de dos de ellas, y otros que consiste en una sola de ellas. […]
Es preciso, pues, principalmente determinar, ante todo, en sí mismo, sin precipitación y sin negligencia, en qué cosa de las que nos pertenecen cosiste el vivir bien y cuáles son las condiciones indispensables sin las cuales los hombres no lo poseen. No es lo mismo, en efecto, la salud y las cosas sin las cuales no es posible la salud, e igualmente ocurre en muchas otras cosas, de suerte que el vivir bien no es idéntico a aquellas cosas sin las cuales no es posible vivir bien.” Ética Eudemia, Aristóteles. Ed. Gredos, Madrid, 1982. Pág. 232
                           

“Busquemos qué es lo mejor, no lo más acostumbrado, y lo que apruebe la mayoría, pésimos intérpretes de la verdad. Y llamo mayoría tanto a los que visten togas como a los que llevan coronas; pues no miro el color de los vestidos con que se adornan los cuerpos.” De la brevedad de la vida y otros diálogos, Séneca, Pág. 94.

“Definición de la Felicidad. Busquemos algo bueno, no en apariencia, sino sólido y duradero, y más hermoso por sus partes escondidas; descubrámoslo. No está lejos: se encontrará; sólo hace falta saber hacia dónde extender la mano; mas pasamos, como en tinieblas, al lado de las cosas, tropezando con las mismas que deseamos”. Ibídem, Pág. 95.
“La vida feliz es, por tanto, la que está conforme con su naturaleza, lo cual no puede suceder más que sí, primero, el alma está sana y en constante posesión de la su salud; en segundo lugar, sí es enérgica y ardiente, magnánima y paciencia, adaptable a las circunstancias, cuidadosa sin angustia de su cuerpo y de lo que le pertenece, atenta a las demás cosas que sirven para la vida, sin admirarse de ninguna; si usa de los dones de la fortuna, sin ser esclava de ellos. Comprendes, aunque no lo añadiera, que de ello nace una constante tranquilidad y libertad, una vez alejadas las cosas que nos irritan o nos aterran; pues en lugar de los placeres y esos goces mezquinos y frágiles, dañosos aún en el mimos desorden, nos viene una gran alegría inquebrantable y constante, y al mismo tiempo la paz y la armonía del alma, y la magnanimidad con la dulzura, pues toda ferocidad procede de debilidad. Ibídem, Pág. 96.
                        

Tras recorrer estas ideas filosóficas, nos acercamos a las percepciones actuales de lo que consideramos la felicidad. Hablamos de los detalles, de los niveles básicos de salud para ser feliz, de la felicidad en la ignorancia, de la felicidad política, de la felicidad desde la locura, etc.

Finalizamos el vino con una tira de Malfada que ilustra un tipo de felicidad externa a nosotros, complejizada por los medios de comunicación y analizamos si realmente eso es una de las características del "buen vivir"


                          

Para concluir se eligió por mayoría el tema que será tratado en el próximo vino filosófico:
La educación

¿Quiéres ver más fotografías de las actividades? Pincha AQUÍ

No hay comentarios:

Publicar un comentario